21 enero 2009

VENUS: AYER Y HOY

Venus de Boticelli Venus de Steven Harvey

"Para el amor, la belleza y la luz no hay muerte ni cambio"
Percy Bysshe Shelley



Shelley afirmaba que la belleza es eterna. La idea de belleza puede bien serlo, pero el objeto considerado bello ha sido modificado constantemente con el transcurso de los siglos. La estética de las formas femeninas es tal vez aquella que más cambios ha sufrido. Y digo "ha sufrido" con justa razón.

La voluptuosidad natural de las formas femeninas reverenciadas en elos caballetes de Tiziano, Velázquez y Giorgione, hoy en día ha sido estilizada y transformada a un arquetipo casi masculino.


"Venus Dormida" de Giorgione

Venus, la diosa de la belleza, es retratada en la obra de estos artistas con todo su rollizo esplendor. ¿Dónde iría a parar el título de "diosa" de estas musas, al ser examinadas bajo la lupa escueta de la estética contemporánea? Seguramente todas ellas serían ingresadas de urgencia al consultorio de algún cirujano plástico.

"Venus del Espejo" de Velázquez

Aquellas formas que son propias de las mujeres y que tanto eran apreciadas por los antiguos artistas, hoy en día son motivos de dietas, quejas, ejercicios... y más quejas. La flacidez que adornaba a estos cuerpos pasó de ser fuente de inspiración a fuente de desesperación. Las caderas, los muslo, las nalgas, los senos, hoy tienen que verse reducidos a su expresión más minimalista para osar siquiera aspirar el título de "bello".



"Venus de Urbino" de Tiziano


Una Venus contemporánea indudablemente tendría abdominales, siliconas y quein sabe cuantas otras cirugías. Estaría bronceada y demacrada. Probablemente estaría postrada no sobre un blando colchón drapeado en sábanas suaves, sino sobre una delgada colchoneta de gimnasia, revestida en toallas o vendas frías.


"Beach" de Hilo Chen

La realidad es que la estética actual ha abandonado lo natural por lo artificial, las carnes por los huesos, la curva por la línea. Y como resultado ha dejado a un sinnúmero de Venus abandonadas, rogando que vuelva un Tiziano, un Manet, un Velázquez o un Giorgione a reivindicar sus formas.


Desnudo de Scott Michaels

I know what you did last Christmas...


Como bien ya saben, soy una plagueona empedernida que como muchas de ustedes a esta altura del año lo único que quiere es envenenar a los renos y ultimar a Papá Noel. La verdad es que últimamente la Navidad se ha convertido en un suplicio. Un tortuoso camino lleno de elfos, duendes, arbolitos decorados y lucecitas musicales.
Por más que intentemos ser precavidas y organizadas (como siempre somos las mujeres) y empezar a hacer las compras con tiempo para ir comprando de a poquito y evitar las tropas que en la época de las fiestas invaden los negocios y centros comerciales, los comerciantes siempre nos gana de mano. Cada año la navidad parece adelantarse más y más. ¡Este año las decoraciones en las tiendas y las luces en las calles empezaron a verse ya en Octubre! Por más de que los comerciantes quieran hacernos creer que esto se debe más a motivos altruistas (relacionados con el espíritu navideño) todas sabemos que lo que ellos quieren es darnos más tiempo para comprar. Y hasta yo que soy adictas al shopping DETESTO comprar en Navidad!

Entras a la tienda y ya te aturden las decoraciones, las lucecitas con tonaditas navideñas en versión Heavy Metal Chino. Para cuando salís de la abarrotada tienda en lo único en que pensás es en demandarle al compositor de “Noche de Paz” por daños y perjuicios hacia tu paz mental!) A parte de las patéticas torturas musicales en la que los chinos han reducido a los villancicos, en cada tienda te encontrás con un Papá Noel Sudoroso y hediondo! Me pregunto como lo que hasta ahora a los prójimos que se disfrazan de Papá Noel no se les ocurrió pelear por su derecho a un traje más acorde a nuestra Navidad subtropical. Como no estamos en el Polo Norte, creo que Papa Noel se merece un “cambio de look”. Porqué no le ponen simplemente una camisa mangas cortas con un estampado bien kitsch y un shortcito rojo con zapatillas de goma… estaría fresquito y súper paraguayo.


Para cuando nos reponemos del stress inducido por el calor, el hacinamiento, la catinga del Papá Noel y la tortuosas musiquitas de fondo, nos armamos de coraje y empezamos a jugar a los “carritos chocadores” mientras hacemos nuestras compras. Sacamos la lista interminable de regalos y empieza una nueva tortura: decidir que compra a cada quien. Los hijos por supuesto ya nos dejaron bien en claro que quieren TODOS los juguetes que vieron en la tele (que por supuesto a esta altura del año se triplican las publicidades en los canales infantiles), pero elegir el regalo del resto de la familia es todo un desafío. ¡Hay tantas cosas para elegir y taaaan poca plata! A veces pienso que sería fantástico hacer una especie de “amigo invisible navideño” con los miembros de la familia extensa, y en vez de comprar una cantidad de fruslerías innecesarias para los tíos, sobrinos, nietos, primos, comprar un solo regalo lindo para el familiar que le toque a cada uno.

Cuando se tienen hijos chicos además está el riesgo siempre latente, de que alguien meta la pata con respecto a la existencia de Papá Noel. En cuanto a esto las tiendas no tienen ningún tipo de delicadeza, poniendo en riesgo la ilusión de nuestros hijos con la cantidad de clones de Santa que ven en todas partes! Los niños de hoy no son nada tontos, para el segundo Papa Noel que les dice “Jo, Jo, Jo” y les pasa un volante ya empiezan a sospechar que les estamos tomando el pelo.
Una vez tachados los nombres de la larga y dolorosa lista de regalos, empieza un nuevo suplicio: la dieta previa, ya que sabemos que el 24 nos va a salir comida por la oreja. ¡Que manera de atiborrarnos mientras esperamos la medianoche! y por supuesto que una semana después seguimos comiendo las sobras de pavo en todas las formas imaginables hasta que nos convencemos que nos van a salir plumas si seguimos comiéndolo otro día más).


Y el 24 empieza la locura de prepararnos, esperar 4 horas en la atiborrada peluquería para que nos hagan un miserable brushing, arreglar la casa, vestirnos, vestir a los niños, preparar la comida y por supuesto planchar a última hora la ropa arrugada de nuestros maridos.
Por supuesto que todos los preparativos nos dejaron taaan estresadas que lo único que deseamos es ahogarnos con champagne para sobrevivir a la hecatombe de las bombas, ajitos, el alboroto de nuestros hijos sobreexcitados y el cotorreo de la parentela poniéndose al día. Tras acabada la farra, ¡tenemos que lidiar con la butifarra! Lavar platos, arreglar el bochinche, acostar a los niños y ordenar la casa para luego tirarnos exhaustas a dormir; sabiendo que a las 6 de la mañana nos despertarán nuestros hijos con el barullo de sus juguetes nuevos. ¡La verdad es que sin dudarlo me volvería budista para no tener que lidiar con esta noche que no tiene nada de paz!
Pero bueno, debo admitir que estoy siendo un poquito exagerada. La verdad es que a pesar de todo el ajetreo, de todo el bochinche y el trabajo extra que representan las fiestas, no hay nada más lindo que celebrar en familia, ver la cara de felicidad en los más chiquitos cuando abren sus regalos y manifestar nuestro amor con un beso y un abrazo inmenso a la medianoche. A pesar de todos mis plagueos, siempre termino con lagrimones en los ojos cuando abrazo a mi familia, recordando a los seres queridos que ya no están y los bellos momentos pasados sintiendo todo ese amor al desearnos una Feliz Navidad! Al final de todo, más allá de los plagueos previos, siempre termina siendo una feliz Navidad.

MODA DE FIESTA: CONSEJOS NAVIDEÑOS DE NICOLETTA


Estamos en diciembre, se acercan las fiestas de Nochebuena y Año Nuevo y estoy segura que muchas de ustedes ya estarán planeando su indumentaria para estas fiestas. Seguro que ya están aplanando los shoppings (terriblemente sobre poblados en esta época del año) en busca del atuendo ideal. Como siempre, voy a compartir con ustedes algunos sabios consejos para despedir el año con estilo y mucho glamour. Espero que lo hagan en un lugar glamoroso y no tomando sidra en una patética fiesta de club.

LOOK NAVIDEÑO:
Look casual chic: La noche buena generalmente es un acontecimiento de índole familiar. Pero esto no quiere decir que tengas que pasarla de ruleros y zapatillas! Una verdadera diva nunca pierde su glamour… por más de que tenga que pasar la noche rodeada de sus parientes insufribles, o con su suegra que le tira “ajitos” toda la noche y una tropa de demonios de Tasmania tamaño toy. Está bien que no quieras sobre producirte para terminar sentada en el quincho observando con espanto los aros de pelotitas de arbolito que se echó tu cuñada y la uña encarnada de la abuelita. Pero lo casual también puede ser chic, todo depende de la actitud de la percha y de unos cuantos toquecitos aquí y allá. Te podés poner unos jeans o pantalones cómodos (aprovechando los fantásticos pantalones anchos que están tan de moda) con una simple camisa blanca muy bien accesorisada, zapatos bajos pero tan regios como vos. Por supuesto que el maquillaje y el peinado no pueden pasar desapercibidos. Hay que verse naturalmente radiantes y sencillamente elegantes. Tenés que estar impecablemente peinada y maquillada. Si optas por lo casual, ningún pelo tiene que estar fuera de lugar y el maquillaje tiene que ser ligero pero estratégico, escondiendo lo negativo y resaltando lo positivo. Inspírate en la regitud relajada del look de Jackie O que seguro se hacía Brushing hasta para dormir y sin embargo su elegancia era tan espontánea, que parecía que no se hubiera esforzado más de 10 segundos en producirse. Aunque todas las glamorosas sabemos que el look casual bien logrado es uno de los mayores desafíos para nuestras neuronas fashion.

Looks alegóricos: los estampados están re in esta temporada. Pero ojo, no se dejen engañar por ningún duendecillo cursi, nada de ponerse una ropa con estampados navideños o alegóricos a las fiestas. Reserven estos motivos para los papeles de regalo. De más está decir, que la onda Mamá Noel también será un faux pas terrible! Eso no le queda bien ni a la modelo sonriente sentada sobre la heladera publicitando la última oferta navideña!!! Recuerden chicas, las mujeres regias no tenemos espíritu navideño… sobrevivimos a las fiestas con estoicismo… lo único que amamos de esta época del año es el champagne que corre a borbotones…. Y dejen de contar. Otro look que detesto es la combinación de los colores navideños: “verde elfo” con “rojo Nariz de Reno”! Si sos de las que aman las alegorías navideñas, desde el fondo de mi corazón te digo, que ojalá te secuestre Papá Noel y te lleve por payasa al Polo Norte.


ESPERANDO EL AÑO CON GLAMOUR:
Vestido blanco: El blanco a parte de ser energizante y fresco se cree que trae buena suerte. Pero tal vez su virtud más grande es la de encender nuestro bronceado por contraste. Yo soy de la escuela vieja, de la generación tan adicta al sol como al cigarrillo, por lo que un vestido blanco para mí es sinónimo de bronceado bahiano. Las benévolas tendencias actuales que tratan de salvarnos de un cáncer de piel galopante intentan proponernos el look pálido pero a mí me sigue pareciendo insalubre la palidez. El blanco tiene que resaltar con nuestra piel, no perderse en ella. A tomar sol mis divinas. Pero cuidado con quedarse requemadas como frijoles refritos. Sean prudentes con la protección adecuada en el horario indicado. Las arrugas, cuando eventualmente lleguen, serán eliminadas expeditamente por el único bisturí al cual nos acercamos con gusto: el de Bachetta.

Ropa Nueva: Me parece fantástico que ames el shopping tanto como yo y que creas firmemente en todas las supersticiones que nos incitan a comprar. Mi favorita es la superstición de que estrenar una ropa nueva en Año Nuevo trae buena suerte. Esto seguro que lo inventó alguna mujer a la que le debemos la maravillosa ilusión que nos produce elegir el vestido más lindo del universo para esperar al año!! Es una experiencia religiosa para una fashionista empedernida como yo. El único consejo que te puedo dar es que te acuerdes de sacarle la etiqueta del precio (antes que se desmaye tu marido por lo que gastaste).

La mujer de rojo: El rojo es otro de nuestros colores favoritos para nuestros vestidos de fin de año. Todas las mujeres sabemos que el rojo es el color que mejor expresa nuestra sensualidad. Por algo es el color de los Ferrari. Como por nuestras latitudes, como siempre les advierto, tendemos a la exageración, hay que tener mucho cuidado con el rojo. Si de por si ya somos sexys y tenemos buenas curvas, un vestido rojo demasiado revelador puede resultar chabacano y convertirla en una vampiresa subtropical. No hay nada peor que empezar el año como vampiresa. Les aseguro que van a atraer demasiada mala onda, tanto de los babosos borrachos que seguro terminarán colgados de su escote como de las amargas resentidas que les regalarán miradas asesinas toda la noche. Es preferible empezar el año con good vibes, por lo que elijan con cuidado si optan por un modelito rojo.

Moda a prueba de hacinamiento: Este será mi consejo más sabio, será la mantra fashion para celebrar el año nuevo con auténtica regitud de estirpe guaraní. Pueden estar suscriptas a Vogue, W, Harper’s o Para Ti, pero les aseguro que ninguno de los consejos que leerán allí será tan valioso como este: recuerden que celebrarán el año nuevo en PARAGUAY. Obviamente no deben pasar por alto el factor climático. Vivimos en un horno con capital. El calor húmedo es el equivalente a un atentado terrorista a cualquier look. Y encima al paraguayo le encanta el hacinamiento. Si hay menos de 50 personas en la fiesta, seguramente comentarán al día siguiente que la fiesta fue un bodrio porque “no había nadie”. Recuerden de usar ropas frescas, de recogerse el pelo para evitar el look brushing estático producido por la humedad y de usar maquillaje a prueba de agua para no terminar con el rimmel hasta el mentón o con un lamentable look de panda triste.

Felíz Navidad y Un año nuevo REEE PRO para todas mis adoradas lectoras!!! Espero que brillen estas fiestas más que el arbolito de navidad y no por sudorosas sino por regias!!!

YO ME QUIERO CASAR… ¿Y UD?-

“El mundo entero está sembrado de trampas,acechanzas y ardides para la captura de los hombres por las mujeres”
George Bernand Shaw



Mientras juego con mi alianza pienso con una sonrisa maquiavélica: “lo atrapé!” Y les puedo decir que no fue tarea fácil. Cada vez a las mujeres nos es más difícil llegar al altar con nuestras parejas. Parece que a la hora de dar el sí ambos corremos en direcciones contrarias. Nosotras, como desenfrenadas heroínas, corremos en cámara lenta con nuestras cabelleras al viento y sonrisas de desquiciadas por ese angosto pasillo como si fuera una meta de llegada. Ellos, como maratonistas etíopes, corren con zancadas atragantadas e indisimulable cara de pánico hacia la puerta de salida como si el techo de la iglesia estuviera a punto de desplomarse sobre ellos.


En el siglo XXI la gametofobia (o miedo al matrimonio) resuena cada vez con más fuerza. La sola palabra “esposa” tiene un sinónimo carcelario que me imagino ha de resultar muy poco atractivo para nuestros novios. Por supuesto, que el problema no es solo una cuestión semántica. La revolución femenina, la desintegración de la familia, el miedo al cambio, los traumas personales, la crisis de Peter Pan, son solo algunas de las posibles causas de este fenómeno. Lo cierto es que las mujeres de esta jungla a veces nos sentimos en un eterno safari en el cual la presa siempre esquiva y a la fuga es el hombre de nuestros sueños.



El hombre actual se ha vuelto tan escurridizo que en el intento de casarnos hemos terminado literalmente cazando a los hombres. Las mujeres hemos tenido que adoptar diversas técnicas para atrapar a nuestra presa y domesticarla para guiarla dócilmente camino al altar.


Si la última vez que le tocaste el tema “boda” a tu pareja solo te respondió una orquesta de grillos, es momento de que abras los ojos y te des cuenta -antes de que sea demasiado tarde- de que tu hombre le tiene miedo al compromiso y que seguirá encontrando excusas y pretextos hasta que te pongas tu equipo de exploradora camuflayado y le des un merecido descanso a tu maltrecha estatuita de San Antonio.

Recuerda que todos los humanos somos depredadores por naturaleza. No le tengas miedo a explorar tus instintos más atávicos y desarrollar todas las técnicas de cacería que te llevarán con éxito hacia la alfombra roja nupcial.

Una buena cazadora sabe que el señuelo es FUN-DA-MEN-TAL. En este caso el señuelo es la misma cazadora. El eje de su estrategia debe girar en torno a mantenerse siempre atractiva para la presa. No creas que lo lograrás solo con gym y lolas nuevas. Debes saber lo que le gusta a tu presa y también desenvolverte con actitud y seguridad en todas las circunstancias. Una mujer atractiva es siempre glamorosa, segura de sí misma y AS-TU-TA. Sobretodo lo último, pues sabe muy bien que quiere y como conseguirlo.

En el safari amoroso debes dominar los principios de la caza selectiva. Primero se van los trofeos, los que son extraídos por su edad avanzada (ej: el magnate petrolero octogenario). Luego les siguen los animales adultos, aquellos que aún tienen mucho por dar genéticamente y que son las presas preferidas por todas las cazadoras. Finalmente siguen los inmaduros. No subestimes a las presas más jóvenes, si te animas al desafío, te puede ir tan regio como a Demi.

En la caza hay que ser sigilosas y astutas, sobretodo a la hora de acechar a la presa. Existen dos técnicas fundamentales: el acecho y el rececho. Ambas son absolutamente válidas en nuestra selva tropical, siempre y cuando las utilices en el momento indicado y teniendo en cuenta las reglas de caza. El acecho es el arte de esperar oculta la llegada de la presa. El rececho es el arte de perseguir a la presa. Una cazadora experta sabe que puede usar ambas dentro de un mismo día de caza. Pero no te hagas la atolondrada. Recuerda que la presa no tiene ningún apuro, las apuradas somos nosotras. Debes controlarte al máximo y no abalanzarte sobre la primera presa que se te cruza (PA-TE-TI-CO) y menos aún hacerlo antes de tiempo. Nunca debes rematar a la presa si no estás segura de dar en el objetivo. Relájate, un disparo antes de tiempo arruina incontables horas de trabajo.

El acecho implica aguardar, por lo que es una modalidad que requiere de paciencia y habilidad a la hora de buscar e interpretar rastros. Si ya seleccionaste la presa, solo tenés que saber muy bien sus hábitos, estudiarla y saber siempre donde encontrarla. Para practicar el acecho, tenés que prestar mucha atención a los detalles y tener un sólido conocimiento de campo.

Una vez dominado el acecho se puede continuar con la técnica del rececho, que consiste en aproximarse sigilosamente a la presa para atraparla. En esta técnica una cazadora solitaria se alía con un guarda (que puede ser su amiga más íntima o su amigo gay de confianza) que supervisa la cacería para asegurar el éxito de la misma. Tu guarda te ayudará a obtener datos de las tendencias y pasiones de tu presa y su localización exacta. Si siguen a la presa hasta una disco, tu guarda es quien se acercará con absoluto sigilo para informarte todos sus movimientos de manera que puedas hacer tu entrada triunfal e inesperada en el momento oportuno. Una vez que la presa ha sido estudiada y detectada, podrás aproximarte con el viento a favor para efectuar el lance final.

Recuerda que en la cacería la tecnología puede ser tu mejor aliada. No la reniegues. Aprovecha los celulares con sus discretísimos mensajes de texto, cámaras y videos. ¿GPS? ¿Why not? Amigate con la tecnología hasta convertirte en una versión femenina de McGwyver para poder sacar el máximo provecho a todos los artilugios que el siglo XXI tiene para ofrecerte.

Ahora memoriza muy bien esto: los movimientos de la cazadora deben ser siempre sigilosos y nunca debes perder de vista a tu presa. La presa nunca debe sospechar de que le estás siguiendo el rastro y menos aún que lo tienes en la mira. A los hombres no les gusta sentirse perseguidos. Para esto debes ser la reina de la discreción, siempre detrás de un florero, hablando animadamente con otro chico, dejando toda la tarea de observación en manos de tu guarda. Si lo quieres admirar, recuerda de hacerlo siempre detrás de unas gafas oscuras y sin mover la cabeza. Detrás de ellas tus ojos deben estar medio viscos ya que la dirección de tu cabeza no debe delatar JAMAS la dirección de tu mirada.

En el momento que un hombre descubre nuestros ardides es el fin de la cacería. Si la primera vez que la presa duda al vernos no pasa nada (no te alteres y mantén la calma, recuerda de ser cool y no pierdas el glamour). Si te vuelves a descuidar será más difícil de retenerlo ya que lo más probable es que empiece a correr como gacela perseguida. Pero recuerda que NUNCA hay una tercera vez. “La tercera es la vencida” no se aplica en el terreno de caza, o sea que no dejes nunca que algo te delate. Recuerda: AS-TU-TA!

Si has fallado con las técnicas de acecho y rececho (en las cuales debes tener bien delimitado tu objetivo) no te desesperes. Siempre queda la caza de batida. Este tipo de cacería no es selectiva, lo único que importa es atrapar ALGO. Esta técnica es ideal para las mujeres agotadas que quieren cazar con el menor gasto de energía y tiempo. Para esto no se necesita sigilo, pero si tenacidad y descaro. Tímidas abstenerse. Para este tipo de cacería se requiere una partida de caza compuesta de mínimo 5 amigas solteras que imagino no les será nada difícil conseguir. Aquí lo que se quiere es salir en bandada y esparcir sus redes hasta que caiga una presa. Hay que acorralarla hasta que no le queden vías de escape. Los movimientos de la partida deben estar perfectamente coordinados en una coreografía precisa que llevará a la presa eventual directamente a la emboscada.

Algo que siempre tienes que tener en cuenta es que tu mejor táctica de cacería es hacerle creer a tu presa que el cazador es él. Recuerda los juegos mentales pre feministas de hacerse la dura. Esto garantizará que tu presa ilusamente se crea el cazador. Recuerda, como siempre: AS-TU-TA!

VUELTA ESTRELLA EN LA CABEZA: La Crisis de los 30


Cuando éramos chicos nos moríamos de ganas de tener un año más. Mi hija me dice con muchísima seguridad y orgullo que cuando tenga TRES (enfatizando mucho en la palabra tres) va a ser una nena grande y se va a poder ir al espacio. Me dijo que se va a subir a una nave espacial para explorar la luna (palabras textuales).

Los niños quieren crecer. Creen que los años están cargados de posibilidades. Para ellos todo es posible y es normal que a los TRES uno ya tenga edad suficiente como para escalar una montaña, aprender a volar, o viajar a la luna. Quieren ser grandes y por eso juegan a serlo.

De adolescentes esto cambia poco ya que nos damos cuenta de que a medida que crecemos aumentan los permisos y también nuestra libertad. A los 16 uno se siente adulto, o mejor dicho, un adulto incomprendido, porque nos sentimos más genios que Einstein y creemos que ya no tenemos nada más que aprender a pesar de que todos nos digan lo contrario!
A los 20 uno ya admite su edad con orgullo. Los 30 forman parte de un horizonte muy lejano al que seguro vamos a tardar siglos en llegar. No tenemos apuro, estamos en nuestro apogeo viviendo nuestras vidas libres, eufóricos, felices, nambréna. Imaginarse de 30 resulta imposible. Alguien de 30 ya es un abuelo! Se vive tranquilo, con la ingenua convicción de que para cuando se llegue a los 30 ya se va a tener la vida resuelta. TON-TOS!

Pero la realidad es que antes de darnos cuenta llegan esos ineludibles 30 años. Los años volaron, y lo más extraño es que no nos sentimos abuelos, nos sentimos apenas de 20 y todavía no tenemos nada resuelto. Empieza la frustración.

Como me dijo una amiga: “pero si yo creía que todavía podía hacer vuelta estrella!” Al ponerlo en práctica se dio cuenta de que si bien podía hacerlo perfectamente en un plano mental, el engendro de vuelta estrella que logró hacer la dejó con un fuerte dolor de espalda, y un orgullo profundamente herido.

Esta vuelta estrella que nos sale tan bien en nuestras cabezas es uno de los momentos más traumáticos y significativos de la crisis de los treinta.

Resulta que antes de los treinta, tenemos asumido que podemos hacer vuelta estrella. Es un hecho. Sabemos que hacer una vuelta estrella es la cosa más fácil del mundo. Y si podemos hacerlo en la cabeza podemos hacerlo en cualquier lado. Tenemos la seguridad de poder hacerla con la gracia de Nadia Comanechi, y si nos sobra el tiempo para pichear hasta con saludito gimnástico incluido.


Después de los 30 uno empieza a dudar de sus habilidades. Empiezan las vocecitas internas cargadas de incertidumbre: “será que me sale todavía?” El hecho pasó a ser una duda con altas probabilidades de fracaso.

Tras constatar penosamente de que a mí también la vuelta estrella solo me salía en la cabeza. Con mi orgullo tremendamente herido y cargada de pensamientos perturbadores y apocalípticos confesé a mis amigas que al hacerla me quedé con el cuello duro.

“Hola, soy Nicoletta, y ya no puedo hacer vuelta estrella.” Una confesión terrible y desgarradora que cayó como una bomba en mi círculo más próximo. Los resultados de mi confesión fueron calamitosos. Mis amigas fueron llamándome una a una para contarme sus experiencias. Hasta mi amiga que había estudiado y practicado gimnasia olímpica (y no era una vulgar empírica de recreo como el resto de nosotras) quedó con los pantalones rotos.

La vuelta estrella que todas podíamos hacer en nuestras cabezas con gracia y agilidad de gacela se materializaba en unas contorciones toscas y dificultosas, más propias de una marmota que de las ágiles mujeres que todas somos (mentalmente).

A partir de este momento crítico de nuestras vidas surge primero un sentimiento de congoja. La vejez nos muestra por primera vez su poco agraciado rostro. Vienen los pataleos, los mambos, los gritos en el medio de la noche. Luego del desahogo llega la paz y con ella la aceptación. Los treinta han llegado. No podemos huir del tiempo. Por más de que entrenemos un mes para lograr la vuelta estrella perfecta de nuestros recuerdos, ya se ha perdido la espontaneidad y la seguridad de la juventud.

Por lo tanto, a partir de los 30, asumimos que la vejez nos tiene sentenciados. Abrazamos nuestro destino. Pero no nos resignamos. Ahora sobreviene el momento más significativo, aquel que marcará la cantidad de velas en nuestras futuras tortas. Tras las doscientas veinte noches sin dormir, pensando en que ya no podemos hacer vuelta estrella salvo en el perfecto mundo de las ideas, angustiados frente a los 30 que nos acechan, mambeándonos incesantemente hasta adormecernos nos percatamos de que solo nos quedan dos opciones:

A. ROBARSE LOS AÑOS: esto no es ningún robo. Es un derecho. Le da sabora la vida. Acaba con la frustración. Uno incluso puede llegar al fantástico prozac del auto engaño..... imagínense yendo por la vida con 10 años menos. A los 30 se cumple 20, y a los 40 se cumple 30 y a los 50 se cumple 40. Un detalle a tener en cuenta es que esta opción es solo para espléndidos y espléndidas. Si los años no fueron generosos con tu persona, ni sueñes con robarte ni siquiera un minuto de vida porque no vas a lograr el efecto deseado. Para quesea efectivo, lo único que puede llegar a delatarte es tu Cédula de Identidad, que por supuesto está eternamente perdida y por eso solo andás conla denuncia policial de su extravío en la cartera... argumentando que no la renovás porque no hay insumos.

B. AGREGARSE AÑOS: Esta es la opción para los no tan espléndidos quejuega astutamente con los preconceptos relacionados con la edad. Si ya se te nota una arruguita (que en realidad no son arrugas sino "signos de expresión" porque somos tan expresivos) y la piel te empieza a colgary a sobrar aunque sea apeniiiiitas... (recuerden que están autoengañados) lo ideal es sumarse un par de años (no abusen que un viejo es siempre un viejo... no vayan a sumarse 10 o 15 porque están fritos) No cumplan 30, cumplan 34. Y ahívan a llover las hermosas palabras: PERO SI NO PARECÉS MÁS DE 25!!! Esta esla única alternativa para que los no tan espléndidos terminen siéndolo... porque no hay nada más regio que envejecer con gracia.

O sea que ya lo saben, entre nosotros, para los que la vuelta estrella es una utopía, hay muchos que probablemente nunca lleguen ni cerca de los 30, al menos no en esta década y otros tantos que los saltearán para ir directo a los 35.

En mí caso en particular, por más de que la vuelta estrella no me sale como me la imagino, no me resigno. En mi cabeza la repetiré hasta la inconciencia. Como dice siempre mi abuelo de cien años, a la vejez: viruela.

TIPS PARA SOBREVIVIR AL DIA DE LOS ENAMORADOS


Hay que admitirlo, el día de los enamorados solamente lo disfrutan los novios. Para las solteras y para las casadas es una catástrofe. Para las primeras, este día implica un recordatorio constante de la ausencia de su media naranja y para las segundas, es un revelador inclemente de la letal pérdida de romanticismo de su peor es nada. A continuación les doy 10 tips paraa mis amigas solteras, para que puedan sacarle el jugo al día de los enamorados!

10 TIPS PARA SOLTERAS
1. Recuerda que no eres la única soltera que tiene que sobrevivir a este día. Tómatelo a la ligera y empieza el día enviando una tarjeta virtual anti-valentine (www.meish.org/vd) a todas tus amigas solteras. Así todas podrán empezar, igual que vos, el día con una sonrisa.

2. Si decides probar suerte y salir en búsqueda de algún solterito, evita absolutamente los restaurantes, pubs, lounges, etc. Mientras más íntimo el ambiente, peor será la situación. No querrás encontrarte sola entre miles de parejitas con ojos de tortolitos regalándose rosas y miradas melosas.
3. Si eres de las que disfrutan su soltería. Pasa el día mimándote y anótate a un día entero de tratamientos en un spa.
4. Calcula cuanto hubieras gastado si tuvieras un novio a quien regalarle algo en este día y gástalo TODO en VOS!!!
5. Si eres de las que no toleran estar solas este día, usa tu ingenio. Unos días antes agenda una cita con algún chico (puede ser alguien que te guste, algún ex en buenos términos o simplemente un chico que te gustaría conocer). No seas tonta y evita mencionarle que es el día de los enamorados. Simplemente invítalo a hacer algo el jueves por la noche. Como buen hombre, seguro que es distraído y jamás se va a dar cuenta de que justo el jueves es el día de los enamorados! Esta noche no se te va a poder escapar!
6. Si te fallaron todas las artimañas para salir con alguien el día de los enamorados y detestas la idea de salir sola con tus amigas mujeres. Invita a cenar a tu mejor amigo gay. Todos te verán acompañada por un hombre y vos te vas a pasar la noche riéndote de sus comentarios ingeniosos sobre la cara de idiotas de las demás parejitas del restaurante!
7. Si todo el arsenal de cupido falló y no tienes quien te regale una caja de bombones, no te quedes con las ganas y regálatelos vos misma. Cómprate una caja inmensa de los más deliciosos bombones artesanales y ten presente que el chocolate es el mejor substituto del sexo!
8. Si tu mayor preocupación en este día es ser la única sin un ramo de flores en la oficina. No seas tonta y envíatelo a vos misma! Asegúrate de elegir el ramo más grande y caro de todos y de incluir una tarjeta con un poema fabulosamente romántico firmada solo con unas iniciales misteriosas. Te garantizo que esto te revertirá tu situación de ser la más patética y abandonada a la más envidiada de la ofi
9. Seguro que tienes miles de amigas y amigos solteros. La unión hace la fuerza! El 14 de febrero es la noche ideal para organizar una divertida fiesta solo para solteros. Invita a tus amigos, a los amigos de tus amigos, a los amigos de los amigos de tus amigos. Quien sabe, esta noche podría aparecer tu tan anhelado Romeo, y si no, al menos te divertirás con tus amigas.
10. Repite todo el día esta palabra: DIGNIDAD y mantén tu cabeza bien erguida ya que en el fondo sabes que el único bombón de esta fecha sos VOS y que no necesitas ningún orangután que te lo recuerde.

Tendencias de Moda Para un Invierno Simulado


Paraguay es un país de eterno verano, donde el más crudo invierno se resume en tres o cuatro días de fresco a mediados de julio. Las paraguayas por lo tanto, sufrimos todas de una especie de alucinación colectiva que nos hace empezar a tiritar ni bien el termómetro empieza a marcar por debajo de los 30ºC. Debajo de los 20ºC ya equivale a -1º europeo.

Cuando este curioso fenómeno inicia, todas nos volvemos locas. Nos apresuramos a sacar las pieles del frigorífico y abrimos frenéticamente los baúles o valijas de ropa de invierno para sacar nuestras prendas de abrigo. Tenemos que ser rápidas, no podemos dejar pasar un solo minuto; esperar un par de días puede constituir un error fatal. Como el fresco es tan fugaz, el invierno podría acabarse antes de que terminemos de airear nuestros accesorios invernales.

Tras constatar que el olor a naftalina no va a salir a tiempo, y que nuestro último sweater esta hiper archi recontra pasado de moda (pues lo compramos en la última “helada” hace cinco años) corremos al Shopping desesperadas para buscar el cálido abrigo que solo el cashmere y el terciopelo nos pueden brindar.

Lo curioso es que las boutiques asuncenas están tan bien equipadas para el invierno como cualquier tienda de Aspen o Reykiavik. Y todo es tan lindo! ¡Como resistirse a ese abrigo de visón que seguramente pasará el resto de nuestras vidas en la congeladora para que no se estropee! ¡Como negarnos el deleite de usar ese adorable sweater de lana que viene con guantes, sombrero y bufanda a juego!

A esta altura, la alucinación colectiva es imparable. El invierno ha llegado y está haciendo MUCHISIMO frío y ni el sol y el calor pueden quitarnos esta fijación que durará hasta mediados de agosto. Como la temperatura no da, nuestro cuerpo de compradoras compulsivas empieza a sufrir un cambio psicofísico. Nuestro termostato interior ya ha empezado a marcar bajo cero.

Esta es una guía práctica de las tendencias para la temporada Otoño-Invierno 2007, para que todas se preparen psicológicamente y luzcan regias en sus inviernos simulados.

LEOPARDO
Ya se que Susana Giménez es tu ídola, pero hay que dejar asentado que su debilidad por el leopardo es un tanto extrema. No te hagas la diva, que lo que a Su se le perdona a vos solo te engroncha. NO EXAGERES. Te lo repito de nuevo para que lo retengas: NO EXAGERES!! Para lograr el look felino, accesorios como zapatos, foulards y carteras son ideales. Ten mucho cuidado y recuerda por la enésima vez NO EXAGERES. Ya sé que como paraguaya y fan de Su sos propensa a los excesos, pero nada de andar de leopardo de pies a cabezas que solo vas a lograr parecer un jaguareté exageradamente confundido.

JUMPERS
Nada nos recuerda más a nuestros años de escueleras que estas infantiles prendas. Para evitar generar la suposición de que tuviste una regresión que te hizo sacar del baulito de tus recuerdos tu viejo uniforme escolar, optá por géneros sofisticados como el terciopelo o el brocato y combinálos con botas hiper adherentes o delicados zapatos de raso.

TERCIOPELO

El terciopelo es un tejido que puede agregar glamour instantáneo a tu look invernal. Hay una rica variedad de tonos para elegir: verde, chocolate, bordeaux, azúl marino y violeta. Un must: el vestidito negro de terciopelo para noches sofisticadas.

PIELES

A pesar de que por nuestras latitudes las ocasiones de usarlas son tan limitadas, un abrigo de piel es el sueño de toda paraguaya. Y atiendan que estamos hablando de abrigos de piel y no de mamarrachos. Que ni te rocen los conejotes, que para el criterio de muchas entendidas en pieles están solo un grado más arriba que una comadreja y quien en su sano juicio quiere un abrigo de un pariente cercano de la comadreja? Que no te vendan zircón por diamante! Deléitate con el visón de tus sueños. Consiéntete con un armiño digno de la realeza. Este es el momento en que tu marido te agradezca dignamente por los 5 hermosos hijos que le diste y por tus 10 años de venir bancando su constante piré vaí. No te rindas! Yo sé que sabés hacerte escuchar. Plagueá tu camino hasta la victoria. Podrido de escucharte, te consentirá con el amigo peludito de tus sueños. Por más que tengas que poner el aire acondicionado a mil para darte el gusto de envolverte en tu nuevo trofeo, estoy segura de que éste hará relucir tu reina interior!

PANTALONES ANCHOS
Esta es una tendencia soñada para las mujeres de medidas más que reales. En estos pantalones hay lugar de sobra para albergar y abrigar a todos nuestros excesos. No hay nada más elegante que un pantalón bien ancho de corte masculino acompañado de perlas y una camisa de seda. Un clásico de los años cuarenta que puede dejar sofisticada hasta a la menos agraciada de nosotras.

CAPAS Y PONCHOS
Cuidado con estos accesorios. Las capas tienen que ser bien cortitas. Deben llegar justo a la cintura. Elegir una capa demasiado larga te puede hacer parecer la hija del zorro, o en el peor de los casos, su madre. Si elegís un material liviano como jersey, hilo o incluso alguna lana ligerita podés sacarle el jugo a esta prenda ya que es ideal para nuestro pseudo invierno. En cuanto a los ponchos, recordá que la consigna es que la prenda tenga reminiscencias de un poncho. No vayas a ponerte el poncho multicolor que trajiste de Guatemala o peor aún, aquél que tiene diseños de llamas en la trama, porque las cholitas nunca han estado de moda.

VOLUMEN
La silueta voluminosa de esta temporada propone diversas y divertidas alternativas. Siguen las faldas globos y las mangas abullonadas y se incorporan abrigos armados y sweaters tejidos extra grandes, así como pantalones y faldas largas y holgadas.
Maxi sweaters: Para que nadie crea que le robaste el sweater a tu abuelito usalo abierto y sobreponé un cinto bien ancho y de cintura.
Maxi faldas:. Las faldas este invierno vienen al más puro estilo reggaeton: hasta abajo! Sacale lustre al piso con tus faldas. Para lograr una silueta más estilizada, tu top debe ser del mismo color que tu falda.
Abrigos voluminosos: Este es el momento apropiado para indagar en el baúl de la abuela. Los abrigos armados de mangas amplias y botones grandes tan característicos de los años 60 están regreso. En cuanto a los tonos tenés un sinfín de opciones. Todos los colores son válidos y si tienen estampados o bordados mejor! Si lográs un buen hallazgo vintage te garantizo que reinarás entre tus amigas.



Como llevar las Nuevas Tendencias de Moda


Las mujeres muchas veces nos sentimos victimas de un cruel complot tramado por mentes siniestras que se reúnen en un lugar secreto para decidir lo que ellos llaman "tendencias de moda". Cada temporada un nuevo dolor de cabeza, ¿no?

Quienes son y como lo hacen es un misterio. Tal vez llega John Galliano y dice: - "Veo, veo…. veo motas!” Y exclaman a dúo Dolce & Gabanna aplaudiendo al borde del éxtasis:- "Si, Si! Tengo una visión: faldas globos a motas!!!”. Y ese año llevamos más motas que un enfermo de sarampión; y si no nos gustan, tendremos que aprender a vivir con ellas, pues nuestra opinión es la única que las mentes perversas no tienen en cuenta.

Solo nos queda aprender a vivir con el enemigo, y para hacerlo con éxito, hay que seguir las directrices de Sun Tzu y tener en cuenta que el arte de la guerra se basa en el engaño.

A pesar de que esta temporada las nuevas tendencias anuncian jaquecas crónicas para muchas, existen soluciones para cada uno de los problemas que puedan surgir y muchas estrategias para emprender con victoria la marcha hacia un verano glamoroso.

PLISADOS
El problema: ¿Cómo usarlos sin doblar el tamaño de nuestra figura?
El engaño: Los plisados son un arma de doble filo. Mal puestos, pueden dejarnos como farolitos chinos, pero si los usamos estratégicamente, pasamos de farolitos a estilizadas estatuas griegas. La clave está en las proporciones. Si nuestra parte superior es ancha, podemos balancearla valiéndonos de una falda plisada y viceversa.

PANTALONES Y FALDAS DE CINTURA
El problema: ¿Les suena la película “La Revancha de los Nerds”? Las prendas de cintura pueden hacernos ver como actrices extras de este film.
El engaño: La respuesta está en el top. Piensen en Sofía Loren y en sus sensuales camisas ajustadas, éstas van de maravilla con las faldas de cintura. Para los pantalones o jeans de cinturas podemos valernos de camisas de plumetí metidas adentro o ceñidas con las fajas de cuero que están tan de moda.

COLORES VIBRANTES
El problema: ¿Cómo evitar vernos chillonas con los vibrantes colores de esta temporada?
El engaño: Los colores ayudan a levantar el ánimo y nos hacen sobresalir en una multitud. Con los colores correctos se pueden iluminar y resaltar el rostro. Pero ojo, no hay tendencia que valga, si el color no va con nuestra piel. Nunca se arriesguen a un color cuyo efecto no se haya probado de antemano. Una estrategia para acostumbrarse y testar la viabilidad de un nuevo color es probando primero con un detalle (lo ideal sería con un collar o un foulard).

TALLE IMPERIO
El problema: Esa mano atrevida que te frota la panza con simulada ternura preguntándote con falso entusiasmo: “De cuanto estás?!”
El engaño: Hay que resaltar que este corte es ideal para las que tienen figura de pera, pues los pliegues pueden camuflayar imperfecciones en la zona de vientre y caderas; sin embargo, un exceso de volumen puede producir que el look imperio se convierta en un look pre-mamá. Sobreponiendo un bolero entallado, chaleco o campera corta se controla el volumen y se crea una mejor figura. Un collar de cuentas bien largo puede también convertirse en un arma válida para dominar al imperio, pues ayuda a alargar el cuello y evita que la prenda flote demasiado.

CALZAS ANGOSTAS Y PANTALONES CIGARETTE
El problema: Los caños angostos en los pantalones así como las calzas ajustadas constituyen el enemigo número uno de las caderonas tan frecuentes en nuestras latitudes.
El engaño: Por algo Audrey Hepburn las amaba. Estas prendas dan curvas hasta a las que no las tienen, resaltando con flúor y purpurina a las caderas, por lo que conviene usarlas con cuidado. Si tus medidas son más que voluptuosas es mejor que directamente te abstengas, pues con este corte, no te ayuda ni el negro. Si tus caderas son pronunciadas pero aún califican como sexies, puedes atreverte con precaución, usando solo colores oscuros y sobreponiendo vestidos o caftanes, teniendo siempre en cuenta que el borde del vestido debe llegar a la parte más fina de tus piernas. Un buen par zapatos con tacos altos y plataformas puede darte esa ayudita extra para zafar con este look.

PLATAFORMAS
El problema: Este problema es solo una cuestión de estética: ¿Cómo acostumbrarse a estos zapatones después de las estilizadas líneas anteriores.
El engaño: Si bien los zapatos de punta fina son los mejores para ayudar a estilizar las piernas, las plataformas pueden hacer milagros a la hora de generar ilusiones ópticas beneficiosas. Con ellas no solo ganamos unos centímetros demás, sino también creamos la ilusión de piernas más largas y consecuentemente más finas. Las plataformas van bien con todo tipo de faldas y pantalones.

BOLEROS
El problema: Esta temporada presenta dos propuestas totalmente incompatibles: los pantalones de cintura y los boleros. Ambas son válidas por separado pero usarlas juntas solo pueden llevar al trágico error de parecer un torero.
El engaño: Los boleros quedan bien con tops de corte imperio pues ayudan a controlar el volumen de estas prendas tan sueltas y etéreas y dar contorno a la silueta. También son ideales para usar con vestidos (son el substituto ideal para la ya demodé pashmina).

CINTOS
El problema: En esta temporada, en la que tanto la silueta imperio como la de cintura son opciones válidas, se genera un poco de desorientación a la hora de ubicar a estos cinturones anchos tan de moda. ¿A qué altura hay que ponerse el cinto?
El engaño: los cinturones son ideales para controlar el volumen de camisas de corte imperio. Con las prendas que siguen la línea imperio, pueden usarse justo debajo del busto o en las caderas. La regla es sencilla: mientras más bajo el cinto, más casual el look. Los cinturones anchos también van de maravilla con faldas y pantalones de cintura. Pueden sobreponer a un pañuelo atado en la cintura o faja en tela, un cinto bien fino para lograr un look bien sofisticado.

BLANCO
El problema: El blanco es el color del verano y uno de los colores que más energía positiva atrae (por algo es el elegido de los que practican yoga) pero es también uno de los más difíciles de llevar. Hay que tener mucho cuidado para no parecer un queso o una enfermera o estudiante de odontología.
El engaño: Para evitar la comparación con un producto lácteo la mejor solución es el bronceado. Para evitar cualquier semejanza a un profesional o auxiliar médico, preferir telas con texturas, vainillas y encajes ligeros. Otra estrategia a la hora de llevar el color de la temporada con soltura es la de romper el mono color con un detalle o accesorio de color negro o rojo.

ENCAJES Y TEJIDOS ETÉREOS
El problema: La línea entre ser una musa etérea o una chabacana cabaretera se convierte en una muy delgada si no conocemos las reglas del juego.
El engaño: Elegir encajes en colores neutros (blanco, crema, negro). El encaje rojo está absolutamente prohibido. Solo imagínense una blusa roja corte imperio en gasa y con detalles en encaje al tono, nada más parecido a un baby doll reciclado. Toda tendencia que deja ver la ropa interior debe ser usada con cautela y solo logran llevarla con glamour y soltura las poseedoras de un gran sentido de la ubicación y de un gusto impecable. Estas prendas solo deben ser usadas con la ropa interior adecuada (una camiseta o visillo color piel o blanco). También se puede sobreponer a estos géneros boleros o camperas entalladas. Recuerden siempre que si exponemos demasiada piel corremos un alto riesgo de ser consideradas chabacanas.

SHORTS
El problema: Una pregunta que surge en todas las mujeres mayores de 30 años en esta temporada es si existe una manera adulta de usar shorts.
El engaño: La clave está en usar telas exquisitas como el lino o el algodón fino. Cuando las piernas no dan para los shorts se puede optar por los bermudas o pescadores. Hay que usarlos siempre con tacos o plataformas para alargar las piernas. Bajo ninguna circunstancia deben ser usados con zapatillas deportivas. Las ballerinas son una opción perfecta para usar con estas prendas, pero solo pueden hacer esta combinación aquellas con piernas impecables.

HARTAS DE NOVELAS Y CUENTOS DE HADAS

Nosotras, las paraguayas, somos el producto de un cóctel barato de Dinastía y Quinceañera. Lo que vale la pena aclarar es que no me refiero a un cóctel que se ingiera....sino a un autentico cóctel molotov mega explosivo al más puro estilo terrorista sentimental. Creo que por esta mezcla de ingredientes subtropicales (calor, humedad, viento norte, viento sur y fauna exótica) todas estamos sentenciadas a vivir nuestro propio culebrón personal. Estoy segura de que todas las mujeres paraguayas tenemos un rosario de anécdotas sentimentales, capaces de engendrar al nuevo hit televisivo de la siesta latinoamericana: la telenovela del año que será traducida a 20 idiomas y contará con doblaje hasta en suahili y por supuesto su versión yanqui con Salma Hayek o J-LO como protagonista.

Este cóctel explosivo nos ha convertido en una generación de tele noveleras... divas subtropicales del melodrama....histéricas, neurasténicas y capaces de transformarnos en un nano segundo de divinas protagonistas a la más cruel villana enfurecida. En síntesis: nosotras, producto de años de telenovelas sobre actuadas, de besuqueos de Barbies y Kens, y lecturas de novelas rosadas.... estúpidas, ingenuas, en eterna búsqueda del príncipe no tan azul que venga a recoger nuestro zapatito de cristal. Somos las eternas ilusas.... las incansables creyentes del final del cuento de hadas... y vivieron felices para siempre???? HELLOOOOO DEJA EL CHOW HANS CHRISTIAN ANDERSON!!!!

Lo más probable es que la E -TRUE HOLLYWOOD STORY de los cuentos de hada termine en los siguientes supuestos ideados por un sabio y ocurrente amigo mío:

Cuentos de Hadas….Porque seguimos creyendo?
"Vayamos al grano…Quien demonios se traga el final del cuento? Nadie se molesto en contarnos que paso luego del “…y vivieron felices para siempre”.
Nadie nos dijo en realidad que Blanca Nieves a los dos meses de casada se encontró al principillo en la cama con los siete enanos (y bien sabemos la fama que tienen lo enanos). Se divorcio, le saco la mitad de la capa azul, vendió medio palacio y ahora anda de disco en disco tomando apple martinis
Tampoco nos contaron que la bella durmiente termino ganándose la vida como bailarina exótica luego de que el vivísimo y lustroso príncipe le robo la herencia de su noble padre, los títulos del palacio y dos conjuntos de ropa interior by “La Perla” que se los regalo a su nueva amante (una india negruzca de anchas fosas nasales que fregaba la taberna local).
Nadie nos dijo que Cenicienta tuvo que huir despavorida porque la verdadera pasión del azulísimo príncipe no era recoger zapatos sino arrojarlos contra su esposa, quien cansada de estar más azul que su príncipe decidió rajarse a Milán, ingresar a la universidad y acabar sus días diseñando zapatos para Gucci…
Tampoco nos contaron que Ken era taaaaaaaan rasca que la pobre Barbie termino vendiendo su closet entero para poder depilarse todos los meses y seguir siendo rubia…
Nadie nos contó que la alguna vez esplendida Rapunzel anda en un auto familiar con 5 vástagos que no la dejan en paz, con 45 kg de más, luchando contra la celulitis y con un carré que apenas puede cuidar mientras choferea a los demonios que parió del tenis a la profesora particular… "

(Extracto del “Shegua Must Read de la semana” de Carlos Burró)

Todas hemos comprobado que:

- En primer instancia: por más de que nos lo merecemos infinitamente, NO somos princesas. Solo lo es la detestable Letizia con zeta y la odiosa Máxima a la que en realidad no le envidio el príncipe. Acá entramos en otro tema: LOS PRINCIPES NO SON LO QUE DEBERÍAN SER; son patéticos poster boys del efecto de años de endogamia. Como lo que no se dan cuenta de que para mejorar verdaderamente su sangre tienen que venir a buscar "para su princesa" en el corazón de América!!! ACÁ hay MILES de mujeres TOTALMENTE capacitadas para la vida de Princesa pues hemos hecho el curso intensivo que duró toda nuestra infancia (con las lecturas infantiles) y toda nuestra adolescencia (con las telenovelas mexicanas y las ávidas lecturas de Hola en las peluquerías). Todas somos PRINCESAS EN POTENCIA!!! Como diamantes en bruto que esperan su pulido, como estrellas a punto de ser descubiertas. Chicas no se den por vencidas!!!! Acicálense cada vez que venga el príncipe de Asturias a hacer su recorrido y sigan soñando que es gratis y la esperanza es lo único que no se pierde....

- También hemos comprobado que en toda historia HAY UNA BRUJA -que por supuesto no somos nosotras- y que generalmente es una ex novia rencorosa, una madre insoportable, una madrastra insufrible o una serruchadora compulsiva que tiene todo más fríamente calculado que el Chapulín Colorado. Pero lo triste es que ya sabemos que al matar una bruja viene otra y otra y otra. Muchas veces esta bruja vive en nuestras cabezas años después de haber contaminado con su manzanita envenenada a nuestras vidas..... es una onda Freddy Krugger que se te aparece en sueños como Póra y su fantasmita siempre anda transitando los lugares oscuros de nuestra mente, resucitada por la más leve remembranza al ácido sabor de su veneno...para amargar el mejor de tus momentos con el mambo negro de su recuerdo. Pero recuerden algo: todas las villanas tele noveleras fueron dulces protagonistas en algún momento de sus carreras (generalmente antes de envejecer) Por lo que creo que a partir de los 30 nos sienta mejor este papel. Es hora de ser un poco brujas y darle mordiscos a la vida, ladrar, armar barullo y que nos importe un bledo el que dirán....porque definitivamente nadie se divierte más que la villana!!!! Ella solo tiene que ser mala pues, no tiene que agradar a nadie, ni simular respeto, ni siquiera tiene que refrenar su instinto asesino a la hora de proporcionar un merecido sopapo. CHICAS AFILEN SUS UÑICAS MANICUREADAS Y SAQUEN LA VILLANA QUE HAY EN UDS!!!!! Basta de ser la eterna víctima de las telenovelas... eso solo funciona si se te aparece un auténtico príncipe azul, y no los sapos que tanto abundan en nuestras latitudes. Acordáte que si seguís esperándolo, lo más probable es que termines contándole tu historia entre lágrimas a la señorita Laura frente a la sonrisa irónica del DESGRACIADO. Por lo tanto: levantate-te-te-salte del closet!!!!

- Lo que tuvimos que aprender en muchos casos a la fuerza es que en la vida, besamos muchos príncipes que se convierten en sapos y otra tanda de sapos con la esperanza de que se conviertan en príncipes. Por supuesto esto es parte del MITO. Es más probable que tu chongo se convierta en Luisón una noche de luna llena que encontrar un sapo que se convierta en príncipe. Sapo es sapo y punto. Ni todo tu buen gusto, ni pulido con micro dermo abrasión y láser dirigido, y menos aún TOOOODA tu buena voluntad van a lograr que ese tierno sapito que adoptaste por INGENUA se convierta algún día en Príncipe. Lo podés disfrazar, ponerle coronita y todo, pero irremediablemente algún día largará su eructo. BURP con un juruné satánico que al fin logrará hacerte huir despavorida de la hermosa burbujita en la que estabas tan feliz. Por lo tanto repitan y memoricen: SAPO VESTIDO DE SEDA SAPO QUEDA!

- La historia no se acaba con el popular "se casaron y vivieron felices para siempre". NAHANIRI!!! Creo que esto solo pasa si tenés mucha mucha mucha suerte o MUCHOS MUCHOS hijos.... porque ya todas tenemos claro que nada dura para siempre, ni siquiera las malas telenovelas por más de que tengan 1150 capítulos y parezcan eternas, teniéndote al filo de la desesperación en cada episodio, con sus sopapos y sus tiradas de mechones blondos farmacéuticos y agarradas de flecos batidos, TAMBIEN tienen un final. Después empieza la misma historia, con la misma protagonista, otro galán y solo un leve cambio de escenario y x supuesto de nombre. Así la romántica Jade del Clon se corta y se plancha sus larga melena morena, se hecha un frasco entero de agua oxigenada, y se vuelve súper villana para interpretar a la malísima blonda de Lazos de Familia. Y la historia es siempre la misma: de Rosa Salvaje, pasando por Topacio y Cristal hasta Hija del Jardinero (juro por Dios que así se llama una novela) todas cuentan la historia de una chirusa que tras vencer todos los obstáculos económicos, sociales, ficticios y reales, tras agarrarse a tongos mil veces con la bruja malvada (la mejor sin duda Alexis Carrington y en nuestras latitudes la inmejorable villana Lupita Ferrer... la reina absoluta de las villanas ochentosas) y descubrir que era la hija natural del magnate petrolero y media hermana del chongo de la semana, da un giro radical para ser legalmente reconocida x su padre, tomar las riendas del imperio, mandar a la villana al manicomio o tirarla del piso 86, y rehacer su vida al lado de un nuevo chongo reciclado. Porque todas sabemos muy bien QUE HAY QUE RECICLAR!!! Y sobre todo en nuestras latitudes donde hay tanta sobrepoblación de orangutanes!!! Al menos si nuestras telenovelas no terminan tan bien como esperamos, todas sabemos que tenemos una segunda oportunidad.... y una tercera.... y hasta una cuarta si se nos antoja!!!

Por lo tanto, en el día de los enamorados, DECRETO:

1. DÍA INTERNACIONAL DE LAS ARISTOCRÁTICAS DE LOS YUYALES Y DE LAS PRINCESAS RUSTICAS DE REALEZA GUARANÍ Aunque solo podamos reinar en nuestras casas ostentando el título de Su Alteza Real de los Shushales, TODAS, nos merecemos trato de princesa!!! Nada de conformarse con menos!!! El 14 de febrero queda decretado como el día oficial para que ELLOS nos traten como tales. SI SE TE HACE EL ORANGUTAN Y TE PIDE QUE LE PASES LA CERVEZA, SACA LA VILLANA QUE HAY EN VOS y se la pasas....... derramándosela sobre la cabeza oooobvio!!! No te olvides de mantener siempre compuesta la sonrisa de miss, que todas las protagonistas transformadas en villanas también fueron mises en algún momento de sus carreras.

2. EXTERMINIO RADICAL DE BRUJAS, ESPECTROS Y DEMÁS CHIRUSAS Y MALANDRINAS. El destino de las brujas es solo uno: LA HOGUERA. Afilá tu picota y nuevamente sacá la villana que hay en vos, dale lustre a tu Lupita Ferrer, y NO BAJES MÁS LA MIRADA. Es hora de enfrentar el lado oscuro!!! Y que nadie me venga con la idiotez esa de dar la otra mejilla.... A DEVOLVER EL SOPAPO SE HA DICHO!!! Que tenemos material de sobra como para escribir un libro con la cantidad de sopapos que quisimos dar en nuestras vidas y nos contuvimos. Que vuelen esos mechones batidos!!! Que le salga la baba como Rocky IV! Usá todo lo aprendido en tu clase de Kick Boxing y sacale el polvo a la mugrosa arrebatadora. Si te agreden con palabras necias.... nada de oídos sordos.... ahí mismo le bajás un SHUT UP manual de un izquierdazo. Y si se hace la belicosa, y te dice que te va a demandar, le rematas con un derechazo en la boca para aflojarle bien los dientes (tan flojos como su lengua) ya que si te va a demandar más vale que te descargues bien luego porque la demanda y la pena son la misma tanto por 1 bife como por 2. Por supuesto nada de hacerse la asustadiza.... le decís en el acto: PERFECTO... Si tenés algún problema le llamás a mi amiga china SUE MI y tras este brillante golpe de gracia te das una media vuelta airosa y caminás esplendida como una top alejándote con zancadas de gacela de la escena del crimen y una vez que la perdés de vista, ahí recién podés desesperarte y correr como Forrest Gump a llamarle a tu abogado de confianza para que te preste sus servicios. A continuación, sacás nuevamente a la Alexis Carrington que mora en tu interior, te das un golpecito, te hacés sacar un par de fotos en emergencias médicas (acá vas a tener que contener tu sonrisa de Miss y poner cara de Bambi degollada) y te hacés la víctima ya que la agredida fuiste vos.... quedáte tranquila ya que lo que estás haciendo no es mentir ni nada por el estilo, simplemente estás exteriorizando aquellas heridas que los fiscales jamás van a ver porque para ELLOS las HERIDAS DEL ALMA no existen!!! Ayepa!!! Por algo tenemos ingenio Guaraní!!!!

3. DÍA INTERNACIONAL DE LA ALERGIA A LAS ROSAS. Si te cae tu novio, marido, chongo, amante, proyecto de, o lo que sea con un ramo de rosas, o en el peor de los casos, una rosa ÚNICA con un cartelito impreso en letra cursiva rosada que dice Te Amo (que seguramente compró en la calle a último momento) En el acto empezás a estornudar violentamente.... asegurándote de acertarle bien con cada uno de tus mocos. Si se trata de una reincidencia (ya que el año pasado te vino con el mismo chistecito de la rosita y no captó la indirecta) directamente tomás las rosas y con una sonrisa de miss le decís: “Gracias, voy a ponerlas en agua”, y te vas derechito al baño más próximo y la depositas en el INODORO asegurándote bien de que vea tu recorrido y que oiga el SPLASH!!! Ya no estamos como para rosas!! Pero por favor... queremos ROCAS!!! Y de las grandes y luminosas.

4. SE IMPLEMENTARÁ LA LISTA DE REGALOS. Como ya sabemos que no hay nada más necio y estúpido que un novio, marido, chongo o proyecto de, a la hora de interpretar nuestros deseos y de elegir nuestros regalos, hacésela fácil, le escribís bien detallado lo que querés, dándole varias alternativas (no te olvides de especificar color, modelo, tienda, local y por supuesto llamar a la tienda para darle todas tus especificaciones a la vendedora porque seguro que la lista se le va a perder en el camino, y su cerebro de orangután no recuerda nuestras NECESIDADES). Nada de hacerse las mosquitas muertas y de decir la frase PATÉTICA: el mejor regalo es tu amor. NADA DE CURSILERÍAS DE ESTE GENERO POOOR FAVOOOOOR!!! Y menos aún se hagan las modestitas dejándole a su libre voluntad la elección de tu regalo!! BIG NO-NO. Salvo que tu marido o novio sea tremendamente gay jamás va a embocar tu gusto ni tu talle. Lo más probable es que termines con un regalo tan patético como la PATETICA libertad de elección que le diste... preparate bien nomás ya para la licuadora o la tanga microscópica que no le entra ni a tu hija de 5 años... y mirá que con algunas amigas hemos hecho LISTAS INTERMINABLES de regalos PATETICOS recibidos por nuestras medias naranjas.

5. DÍA INTERNACIONAL DEL ENDEUDAMIENTO GLOBAL DE LOS NOVIOS/MARIDOS: Sean ambiciosas. Con la boca se pide lo que se quiere. Nada de hacerse la ambigua o de la comprensiva. SEAN EXIGENTES!!! Dale rienda suelta a tu listita interior. No te controles. Pedí todo, desde el viaje a Marruecos, el día en un SPA, una orgía de compras, no te contengas!!!! Les cuento algo para que les sirva de inspiración: una amiga joyera me dijo que generalmente los maridos eligen el regalo de la esposa y de la amante al mismo tiempo y siempre la joya más cara e importante es para la amante!!!! RECUERDALO en el momento de pedir tu regalo y con una sonrisa gigante decile bien clarito que querés un ROLEX (por que todas sabemos que te lo merecés), una VAIO, unos aros de brillante o un par de botas de BGN. Si te pone cara de susto, nada de tenerle piedad a sus bolsillos. Recordá lo que te dije de la joyera y saca la villana que hay en vos, recordándole con una sonrisa tan gigante y amorosa como la anterior que en cada una de esas tiendas puede comprar a cuotas con su tarjeta de crédito..... ver la cara de estúpido del orangután de tu novio, marido o proyecto de... NO TIENE PRECIO!!!!

6. EL IMPLEMENTO INMEDIATO DEL SANEAMIENTO NACIONAL DE SAPOS Y RENACUAJOS: Si tu príncipe resultó ser un sapo o peor aún: si seguís esperando que tu sapo se convierta en príncipe. Ponete el equipo de fumigación y echale humo. Acomodate bien los ovarios y decile a Julio Rodolfo Arnaldo Andrés que pegue la vuelta.... Como Pimpinella... no te olvides de sacar tu voz de gallito al más puro estilo villanesco de Lupita Ferrer (que con su tonito agudo y diabólico era capaz de mandar a la Cochinchina hasta a Gandhi sin un ápice de arrepentimiento). Afiná el tonito y decíle bien clarito: “Vete de aquí Julio Rodolfo Arnaldo Andrés” y por más de que te diga 1000 veces: “Es que tu no entiendes María de los Dolores Julieta Nicoletta Valentina” no le escuches que te puede volver a engatusar. Recuerda que es un sapo y vos ya no sos una protagonista en apuros pues ya sacaste al fin a tu Lupita Ferrer interior. SE CRUEEEL y recordate que mejor sola que mal acompañada. Total esta noche hay miles de farras para solteros y solteras y como ya sos una villana no vas a guardar ni un minuto de luto x tu sapo anterior. Y perdé cuidado, que por más que jamás se haya acordado de su aniversario de festejo, se va a recordar por el resto de su vida que VOS le chutaste el día de los enamorados....KEEP WALKING JULIO RODOLFO ARNALDO ANDRÉS!

Recuerden mis adoradas lectoras:

- el príncipe azul no existe.

- los sapos son sapos y nada más que sapos.

- las rosas son para el jardín de nuestras abuelas.

- el mejor regalo siempre es el mejor amigo de una mujer!! (no seas pues necia... NO ES PUES UN PERRO ESTUPIDA!!! DIAMONDS ARE A GIRLS BEST FRIEND!!! HELLOOOO!!!)

- si tu príncipe no te satisfizo, no te satisface, no te ha satisfecho lo más probable es que tras pasar por todas las conjugaciones posibles terminarás en la del FUTURO SIMPLE de que no te satisfará JAMÁS!!!

- Todas ustedes mis divas subtropicales del melodrama son AUTENTICAS princesas. Recuérdenlo siempre!!! Y recuerden que Uds. lo valen todo. Quiéranse mucho en este día, ya que tienen que estar antes que nada eternamente enamoradas de uds. mismas, respétense mucho y si no las respetan háganse respetar. Un sopapito acá otro allá... ya aprenderán.

- Aguante la violencia de San Valentín! Que al pobre santo lo martirizaron y nosotras nos empecinamos en rodearnos de cursilerías! A empuñar las guachas y a dar candela al más puro estilo pila: Siiiiuuugaaaa pueeeeee!!!! Pichiu pichiu con el guachazo!!!!
- nada de canciones romanticonas onda mi vida eres tu (tema de la telenovela cristal...por si no lo recuerdan): échenle azúcar como Celia Cruz y que le den candela!!!! “Que le den candela, ay que le den castigo, que lo metan en una olla y que se cocine en su vino que le den candela, que le den castigo que lo borden de una cometa y que luego corten el hilo (azúcar, azúcar!) Ese hombre que tu tienes buena amiga, si yo fuera tu le dejaría, las maletas en la puerta y una nota que dijera a partir de este momento que te cocine tu abuela.

HEEE DIIIICHO!!!!

Feliz día de San Valentín a todas mis queridas lectoras con sus príncipes, sapos y orangutanes!!!! Juntas hacemos un zoológico!!!! Pero no podemos vivir sin ellos!!!

Redimiendo a la Hueca

Vamos a admitirlo, las mujeres inteligentes nos aferramos a nuestros intelectos para sentirnos mejor, pero en el fondo, bajo toneladas de mentiras y patrañas, sabemos que las huecas lo pasan mucho mejor. Estas son las amargas realidades que tenemos que tragarnos las profundas sobre las huecas.

1. No hay nada más feliz que una mujer hueca

Ni siquiera el Dalai Lama con mil horas de meditación trascendental va a llegar a tener una mente tan en blanco como la de una hueca. Y ellas lo hacen sin esfuerzo, de manera natural y sin siquiera ser concientes de ello. Simplemente nacieron así, bombardeadas de muñecas Barbies, revistas de moda y elecciones de miss. Con el don divino de no preocuparse por nada fuera de sus simples proyectos que se reducen a dos cosas: verse bien y casarse aún mejor.

Ellas están contentas todo el día. Como no malgastan el tiempo con las noticias (ya que para ellas lo importante es pasarla bien) crean alrededor suyo una burbuja fabulosa. Y que paseo maravilloso ha de ser visitar la burbuja de una hueca. Allí no hay lugar para el stress ni para los malos ratos. Todo se soluciona con una ida a la peluquería o un paseo por el shopping. Y nosotras, las verdaderas tontas, las que nos preocupamos por el calentamiento global y las futuras elecciones, no conseguimos liberarnos de nuestras preocupaciones ni con 20 sesiones de psicoanálisis ni clases de Yoga 3 veces por semana.

2. Las huecas siempre lo tienen todo más fácil

Será que el peróxido les elimina las neuronas o el exceso de dieta les marea tanto que no pueden concentrarse, pero lo cierto es que tienen una ingenuidad innata que las hace irresistibles. Todo lo consiguen con una sonrisa y alguna frasecilla amorosa. Las filas para ellas no existen, porque a pesar de ser terriblemente tontas, siempre se las ingenian para llegar primero.

Universidad, libros… ¿para qué? Si seguro con las 8 horas de gimnasia diarias van a terminar mucho mejor posicionadas que vos con tus dos títulos y tu master en el extranjero. Andá llorale a Paris Hilton todas tus miserias.

3. Las huecas serán tontas… pero siempre lucen estupendas

Estas diosas del tekoreí flotan por la vida, pensando solo verse regias. Sus pensamientos más profundos oscilan entre que es hot y que es not y donde conseguir el vestido amarillo que salió en la última High Class (porque negarlo… somos su Biblia!)

Para ellas el sinónimo de catástrofe se reduce a una uña rota o a un día nublado justo antes del casamiento para el cual llevan preparándose dos meses. A pesar del traspié lo solucionan con una ida solarium y llegan esplendidas, perfectas y radiantes, como si se las hubiera recortado directamente de las páginas de Vogue.

Que esperaban de una mujer que decora su cuarto de rosa, que pasa horas acicalándose y mimándose y lleva una agenda fucsia en donde va chequeando una a una sus actividades diarias:
8:00-9:00 Pilates
9:00-10.00 Body Pump
10:00-11:00 Masaje desestresante y drenaje
11:00 -12:00 Shopping
12.00-13:00 DIETA!!!! (Resaltada con marcador flúor)
13:00-14:00 solcito
14:00-15:00 siesta reparadora
15:00-19:00 Pelu
20:00 FIESTA!!!

Con esta agenda apretada y esta vida en remojo no es de extrañar que se vean mejor que la Bundschen fotoshopeada hasta cuando van al súper. Es que ellas saben que uno es mucho más lo que desea se que lo que es, y luchan por convertirse en el prototipo de su deseo. Como me dijo una vez con cara de sufrida una amiga modelo: “no es fácil ser modelo, hay que levantarse temprano, hacerse las manos, pasar horas en la peluquería, ir al gimnasio, hay que verse siempre bien.” Por supuesto que la quería estrangular secretamente, pero más al fondo de mis instintos asesinos, sabía que lo que decía era cierto. Ser bella es un trabajo que nunca se acaba.

4. Las huecas saben reírse de todo

No hay nada más increíble que ver a una hueca sortear preguntas profundas o complicadas. Si no entendieron la pregunta o simplemente no pueden contestarla responden con una simple carcajada acompañada de unos ojitos que parpadean juguetonamente para ocultar una mente en low bat.

Por supuesto que saben sacarle el jugo a esta artimaña y cuando se encuentran en aprietos inmediatamente activan su chip cerebral de la risita inocentona (que junto con el chip de atrapar a un hombre representa una de sus únicas áreas de actividad cerebral). Un típico ejemplo son las entrevistas a las modelos en las que los periodistas intentan embretarlas con insinuaciones a cerca de sus amantes y sus ingresos y ellas inequívocamente responden con una risita infantil mientras juegan con los rulos de su alargue, mirando con carita de Bambi degollado al periodista. Todavía no entiendo como los políticos no adoptaron esta estrategia.

5. La gente no exige nada de ellas

Ellas solo tienen que verse bien, nadie espera nada de ellas, simplemente asumen que son tontas y las disfrutan. Son como imanes, todos quieren estar cerca de ellas y reírse con ellas de estupideces (el 90% de las cuales salen de su boca).

Nadie espera de ellas un comentario brillante cuando se habla de política, economía o religión. Cuando se habla de las elecciones ellas solo abren la boca para comentar el fabuloso cambio de look de Blanca Ovelar, o los injertos que Lino O se hizo en San Paulo y por supuesto el infaltable anuncio que van a votar por Fadul porque es churro y se viste ree bien. A Lugo no le votan porque es bolche y la sinistra todo mal con sus pretensiones, que son, por supuesto 100% capitalistas. Eso lo tienen bien en claro: el comunismo es reee nada que verr.

6. Los hombres se rinden a sus pies

Estas mujeres bobaliconas solo tienen en la mente buscar un hombre y llenar su armario de zapatos. Pero principalmente lo primero. Y para ello no tienen ni un pelo de tontas en su cabellera con extensiones.

La combinación de mente en blanco y risita ingenua sumada al eterno estado de acicalamiento se convierte en una fórmula infalible para atrapar a un hombre. Ellas son como Geishas tuneadas pues saben todo lo que necesitan saber sobre los hombres. Saben cuando callar, cuando reír, cuando ser “mimosas” y por supuesto también saben cuando convertirse en reinas del psicodrama. En síntesis, ellos no representan ningún misterio para ellas, los leen como un libro “Semillita” y los manipulan con la misma facilidad con la que se aplican colorete sin espejo. En este aspecto son unas auténticas maestras y al verlas en acción no nos queda otra que quitarnos el sombrero.

7. Ellas saben cuando ser ángeles y cuando ser demonios

Si bien las huecas probablemente no saben cual es la capital de Australia; y probablemente están convencidas que es un barrio de Inglaterra, saben muy bien lo que quieren y como conseguirlo. En ello son tenaces e invencibles. A la hora de maquinar, misteriosamente las nubes mentales se les disipan y adquieren una claridad mental envidiable.

En ellas suele presentarse una combinación muy contradictoria. Pueden se ángeles tan fácilmente como pueden ser demonios. Se las ve como mujeres puras, luminosas, angelicales, mujeres huecas capaces de exhibir una sensualidad extrema. Y, escudadas en el rótulo de tontas que todos les dan, saben sacar provecho de la ingenuidad de la gente. Ellas saben muy bien que hay varios tipos de inteligencia, y si bien se aplazan en cuanto a inteligencia verbal o lógica, sacan 5 felicitado en inteligencia interpersonal y probablemente terminan riéndose de las verdaderas tontas que sabemos que Hemingway no es el vocalista de una banda de rock, pero no tenemos ni idea de como atrapar al hombre de nuestros sueños.

La verdad es que adoramos odiarlas, criticarlas, burlarnos de su último desliz (porque pobrecitas tienen miles) Pero a la hora final, ellas están espléndidas, montadas en el Mercedes Benz que le regaló su marido por el día de la madre, mientras nosotras patéticamente arreglamos en un florero el tediosamente ordinario bouquet de rosas que recibimos el mismo día. La última verdad, y la que más nos cuesta admitir, es que las huecas siempre ríen último (y no porque no entendieron el chiste).

PRIMAVERÍSIMA - Tendencias Primavera Verano 2008


Esta temporada los diseñadores se han puesto de acuerdo en reactivar todos los clichés primaverales y estivales. El primer cliché serán los estampados florales (créanme, que si encuentran una forma de estampar las sopas, tomarlas estaría re in esta temporada). El segundo será los colores vibrantes (naranjas, fucsias, amarillos y verdes) que tanto asociamos con el verano. Por estos dos ineludibles clichés les garantizo que se sentirán más primaverales que bambi retozando en los prados cubiertos de flores mientras escucha el cantar de los pajaritos.

También aparecerá una renovada mirada hacia los años 60 y 70. Si verdaderamente vivieron en esas décadas, aprovechen sacando del baulito de sus recuerdos todos sus conjuntos de “archivo”. Recuerden que se trata de un look retro renovado y si se ponen el equipo retro completo y tienen más de 40 años…las van a confundir con la profesora loca de matemáticas que dejó de comprarse ropa en 1969. Usen elementos retro pero NO abusen. Acá les adelantamos todas las tendencias de la temporada con nuestros sabios consejos para evitar el abuso tan frecuente en nuestras exuberantes latitudes.

FLOREADÍSIMAS
Veo veo. ¿Qué ves? Si estuvieran jugando este juego en un shopping la respuesta segura será: VEO FLOOOOREEEESSS!!!! Esta temporada las veremos hasta el hartazgo. Los vestidos tendrán flores de todos los tamaños y en los colores más vibrantes que puedan imaginarse. Pronostico que nos empalagaremos tanto de las flores que nos tomará unos buenos 10 años volver a animarnos a usarlas. Mi sabio consejo: no abusen comprándose un placar entero de prints florales…. Este apasionamiento floral será tan efímero como la primavera. Yo personalmente me declararé Floricienta porque no pienso comprarme ni una vincha floreada. Será como un pequeño acto de protesta hacia una tendencia que ya me tiene empalagada desde antes de verla en mis amigas. Aunque para lo que estoy preparadísima es para descostillarme de risa en todos los eventos de la temporada con la cara de espanto que tendrán las innumerables y desafortunadas “cortejos” accidentales con las que seguramente nos toparemos.

ANTEOJOS JACKIE-O
La tendencia de esta temporada para protegernos del sol serán unas magníficamente espléndorosísimas gafas mariposa. Estas son del estilo que usaba Jackie O en su época más glamorosa (obviamente no estamos hablando de sus años de aburrida primera dama en la tan poco glamorosa capital americana, sino de los años en los que andaba echada sobre el yate de Onassis pegándose incontables paseítos de St. Tropéz a Skorpios). Imagínense a Uds. mismas como Jackie O, regiamente protegidas de nuestro inclemente sol paraguayo, aunque su recorrido sea el tan poco glamoroso viaje de Villa Morra a Ñu-Guazú. Recuerden chicas: soñar es gratis.

OXFORD
Este verano tendrás que comprarte un par de jeans Oxford tras prenderle fuego a todos tus pantalones chupines. Para las musas de botero que rondamos esta tierra, los pantalones Oxford tienen la ventaja de contrarrestar el peso visual de nuestras caderas, haciéndonos ver más estilizadas. Aprovéchalos y ámalos. Hurrahh!!! Hurrahhh!!! (con acento british por supuesto, nada de venirme con gringadas)

CINTURA ALTA
Seguiremos viendo los jeans de “cintura alta”, aunque más bien son de “costilla alta” porque cubren prácticamente toda nuestra zona abdominal. Prepárense para ver muchos jeans, pantalones y también muchos shorts con el talle elevado al más puro estilo de la venganza de los nerds. Esta es tal vez la tendencia más inclemente de la temporada, recomendada únicamente para nuestras hijas adolescentes. Para aquellas madres que tienen la difícil tarea de tener que soportar a una hija adolescente, no se peleen con su hija de 15 cuando les implore de rodillas que quiere el jeans de cintura alta que vio en la última High Class. Conciéntanla con el capricho, y no se olviden de sacarle muchas fotos con el jeans puesto y enmarcarlas para colocarlas por toda la casa. Les garantizo que su hija lo lamentará dentro de 5 años (así como nosotras seguimos lamentando los jeans nevados) y usted tendrá muchas evidencias para recordarle de cuando no quería seguir sus consejos. No hay nada más dulce que un pequeño y maternal acto de venganza fashionista.

ESTAMPADOS ARTÍSTICOS
El arte y la moda siempre han ido de la mano. Esta temporada los diseñadores sonríen al arte abstracto adoptando fragmentos de obras o reminiscencias de pinceladas y manchas como detalles estampados en los vestidos. Esta es la tendencia más chic de la temporada, y también la más apta para sentirse actualizada a pesar de los años. Les recomiendo que no abusen de los estampados, nada de echarse encima la obra entera de Pollock, unas cuantas manchas will do.

SANDALIAS ABOTINADAS
Prepárense para elevarse a las alturas calzando unas regias sandalias abotinadas. Estas son la principal tendencia para nuestros piecitos. Siempre que tengan tacos altísimos y plataformas serán cómodas y favorecedoras. Prefieran los cueros acharolados y no le teman al color.

VESTIDOS CAMISEROS
Ya se que éstos a veces tienen un airecito a uniforme muy poco favorecedor. Pero te aseguro que lo terminarás amando por lo prácticos y favorecedores que son. Es lo máximo a la hora de vernos regias con el mínimo esfuerzo. Para evitar incómodas confusiones, tenés que usarlo con mucho glamour. Nada de rodetito desprolijo, cara lavada y zapatillas (te terminarán preguntando por tu “patrona”). Accesorizálo con un cinto bien ancho y unas sandalias abotinadas. No te olvides de tus gafas de Jackie y tu bolso XL estampado. Te garantizo que ninguna mujer en uniforme puede verse así de regia.